Latinoamérica necesita un semillero de mujeres en la tecnología

Para que haya más mujeres en la tecnología es necesario generar programas semilla en esta materia: Tatiana Bolívar, HID Global.

Tatiana Bolívar mujeres en la tecnología
Tatiana Bolívar, directora Regional para la Unidad de negocios de emisión de identificaciones físicas para América Latina de HID Global. Foto: HID Global

Iberonews.- Para que haya más mujeres en la tecnología en la región es necesario crear programas de entrenamiento para programación en sistemas o proyectos de ingeniería, explica Tatiana Bolívar, directora Regional para la Unidad de Negocios de Emisión de Identificaciones Físicas para América Latina de HID Global.

Esta profesionista cuenta con 20 años de experiencia en negocios internacionales y en la industria de identificación, tanto en aplicaciones comerciales, como de gobierno. Es administradora de empresas por la Universidad Javeriana de Bogotá y cuenta con una maestría en Negocios Internacionales de St. Thomas University, en Minnesota, Estados Unidos. 

“Como sociedad tenemos la responsabilidad de generar programas semilla, programas en donde estemos siempre atrayendo talento. Y sé que cada vez más en la sociedad las niñas están siendo bombardeadas por trabajar en tecnología, aprender carreras de ingeniería, lo que antes generalmente se consideraba más una carrera atractiva para un hombre”, indica.

Desde su punto de vista, el acceso a la educación en las mujeres ha cambiado mucho. “Yo creo que eso también ha sido un factor muy importante. Desde el momento en el que hubo más participación femenina en la educación y más mujeres entraron a la universidad y más mujeres empezaron a prepararse, entonces se empezó a diversificar el tipo de trabajos y carreras que hacemos las mujeres”, puntualiza.

“Creo que es importante aprovechar ese momento y seguirlo cultivando. Y ese siguiente paso es permitir a las futuras mujeres el poder conocer todos esos programas y maravillarlas con lo que viene y su participación en la tecnología”, agrega.

Le invitamos a leer: Se buscan mujeres exportadoras en Guatemala

¿En qué áreas existe más participación de las mujeres en la tecnología en América latina?

Cada vez hay más artículos y noticias en donde conocemos la participación de mujeres o historias de mujeres exitosas en diferentes áreas de la tecnología. Particularmente en la industria de seguridad, industria en la que trabajo hace casi ya 20 años, he notado un gran cambio en el transcurso de todos estos años en cuanto a la participación de las mujeres se refiere. Cada vez más mi interlocutor cuando visito países, mercados o eventos, es una mujer.

Tal vez el sector de tecnologías para la seguridad ha ido en un ritmo más lento en la inclusión de mujeres. Pero creo que también es porque, en general, no es una industria que sea muy atractiva para las mujeres. En mi experiencia, empecé a trabajar en esta industria porque necesitaba trabajar. Pero no sabía qué era y la verdad es que no era algo tan emocionante, como estar en una empresa de marketing o en otras áreas que evolucionaron más rápido.

Durante las últimas décadas, la tecnología empezó a moverse y a ser parte de nuestro día a día. Y las mujeres empezamos a participar más, aunque en la seguridad fue un poco más lento en atraer a las mujeres. Pero sí puedo decir que hoy ya veo la participación de más mujeres en la industria. Y me complace mucho saber que cada vez son menos las oportunidades en las que yo soy la única mujer sentada en la mesa con clientes o en un evento.

Le invitamos a leer: Xiomara Castro, una esperanza para las mujeres hondureñas

¿Qué papel están jugando las empresas con presencia en Latinoamérica para que haya más mujeres en la tecnología?

Una de las cosas que siempre he agradecido a HID Global es que ha sido una empresa que me ha dado las condiciones para, como mujer, sentirme segura en mi trabajo y saber que lo puedo hacer. En América Latina es difícil dar garantías para que una mujer pueda hacer su trabajo. Y hablamos de cosas tan sencillas como un horario de trabajo. Entender que como seres humanos tenemos un núcleo familiar y el poder decir “tu trabajo termina a una hora y luego te puede ir a tu casa y pasar tiempo con tu familia”.

No lo digo sólo como mujer, sino con cualquier ser humano. Hoy en día estamos viendo cada vez más mujeres que toman la decisión de ser independientes o mujeres que deciden que quieren ser mamás, formar una familia. Pero no necesariamente se quieren comprometer o casar. O mujeres que se separan por las circunstancias de la vida de su pareja y ellas tienen que asumir las riendas económicas de su casa. Entonces eso hace que la mujer como fuerza laboral salga a buscar esas oportunidades.

Encontrar empresas que te permitan decir: “tu trabajo termina a las cinco y luego tienes tu tiempo que es dedicado a lo que tú quieras, a ti misma, a tu familia o a lo que tú quieras”. Esa cierta normatividad crea un ambiente en el que una mujer también dice: “Yo lo puedo hacer”. Y fue mi experiencia personal. Yo decidí tener una familia, y puedo hacer las dos cosas. Y creo que en ese sentido sí soy una persona muy afortunada. Porque yo como mujer no tuve que escoger entre mi carrera y mi familia. Y encontré una empresa que me dio ese ambiente de trabajo donde me permitió hacer las dos cosas.

Le invitamos a leer: Las Nenis de Latinoamérica toman fuerza en la pandemia

¿En qué tendrían que mejorar las empresas de tecnología en la región para seguir esa dinámica y conservar a las mujeres?

Siempre he dicho, los hombres y las mujeres no somos iguales. Tenemos los mismos derechos, pero no somos iguales. Y eso es lo que nos enriquece y enriquece a la sociedad, el entender que hay muchas cosas que yo como mujer no tengo. Y seguramente hay muchas cosas que en general un hombre no tiene de una mujer.

Pero sí tenemos los mismos derechos. Y debemos tener las mismas oportunidades. Y la forma en la que garantizamos eso es cuando entendemos que, como seres humanos, sí tenemos ese mismo derecho y esa misma oportunidad.

Es así como las empresas deben tener ese marco de cierta forma de ambiente de trabajo, de normatividad laboral en donde todos tenemos esos mismos derechos, y se reconoce a la mujer como un ser humano que tiene también una vida aparte de su vida laboral.

Entonces creo que es muy importante reconocerlo. Y creo que las empresas tecnológicas, como promotoras de la misma tecnología que hoy se usa y que facilita que cada vez más podamos compartir tiempo o tener más tiempo para nosotros, también como seres humanos con todo esto de la pandemia, el trabajar desde casa, el poder trabajar desde cualquier lugar. Y decir: “toda la vida quise trabajar o vivir frente al mar y ahora lo puedo hacer porque tengo la posibilidad de tener un trabajo remoto”. Todo eso lo ha facilitado la tecnología.

Entonces, las empresas tecnológicas crean tecnología para facilitar la vida de los seres humanos. Y al mismo tiempo, estas mismas empresas deben tener ese marco que permita también a una mujer y como ser humano florecer profesionalmente y no tener que hacer otro tipo de sacrificios en su vida personal.

Le invitamos a leer más noticias de IberoNews en Facebook: @Iberonews

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí