La obligada reinvención de negocios en Argentina

El comercio digital ayudó a muchos negocios en Argentina a sobrevivir en la pandemia, aunque no todos tuvieron la oportunidad de adaptarse con éxito.

Negocios en Argentina
Pocos fueron los comercios en Argentina que vendían de manera presencial en la pandemia. Imagen: tomado de Diseñado por Freepik (www.freepik.es).

Por Adal Díaz Meraz
IberoNews.- La pandemia de Covid-19 no sólo fue una de las peores desgracias que ha padecido la humanidad en los últimos 100 años, tanto por la cantidad de muertes que generó, como por los estragos económicos, al provocar el cierre de millones de negocios que no pudieron resistir la eterna ‘cuarentena’ y los cambios de hábitos de consumo. Los negocios en Argentina son un claro ejemplo de ello.

Desde la apocalíptica “fiebre española”, la humanidad no padecía una desgracia global tan importante. Y después de dos años de pandemia, la famosa “nueva normalidad” parece no terminar de definirse, y aunque ya existen vacunas, seguimos usando cubrebocas y nuestros hábitos de consumo se volcaron más a lo virtual.

La cuarentena y el encierro sin fin nos reeducaron o acostumbraron a pedir la comida a domicilio todos los días y no sólo una pizza los fines de semana. La oficina ahora está en la sala de nuestro hogar. El comedor y los más jóvenes lo han mudado a jardines, cafeterías al aire libre o a los prolíferos coworking.

La transformación de negocios

Argentina fue uno de los países que tuvo la cuarentena más larga y estricta, con durísimas críticas y repercusiones económicas que, a la fecha, siguen haciendo estragos en la de por sí golpeada economía sudamericana, que desde hace 7 años arrastra una recesión e inflación galopante, la segunda más alta después de Venezuela.

Muchas son las empresas que se han ido para no volver. La mayoría han mudado sus oficinas corporativas a Brasil o Chile, aunque siguen vendiendo sus productos, como Levis o Nike, y otras más, como Walmart y la tienda departamental chilena Falabella, cerraron sus tiendas por la incertidumbre.

Las limitaciones a las importaciones, la brutal devaluación del peso argentino frente al dólar y la falta de confianza de las grandes empresas en el llamando “granero del mundo”, donde la soya sigue siendo el principal ingreso de dólares y el mayor commodity recaudador de impuestos, también jugaron un papel importante en la salida de compañías.

Le invitamos a leer: Los pilares del combate a la corrupción en el norte de Centroamérica

Pese al panorama poco alentador y que más jóvenes prefieren irse a vivir a Europa o Estados Unidos en búsqueda de mejores oportunidades, también existen las historias de éxito de micro emprendedores y grandes empresas que supieron aprovechar la pandemia para generar un ingreso o aumentarlo, de manera particular con el crecimiento del e-comerce en Mercado Libre.

Muchas personas sin trabajo por el cierre de restaurantes, comercios y tiendas minoristas o la fuga de grandes empresas que no resistieron, supieron reinventarse, con una pequeña ayuda del gobierno, imaginación y adaptándose a las nuevas condiciones.

Las empresas que evolucionaron y las que se fueron

Uno de los casos de reinvención de negocios exitosos durante la pandemia fue la pyme Kovi, que antes hacía toallas y otros elementos textiles, pero debido al coronavirus pasó a elaborar el tapaboca desarrollado por el prestigioso organismo científico argentino CONICET y la Universidad Nacional de San Martín. De igual forma, otras empresas textiles que fabricaban suéteres, por ejemplo, comenzaron a diseñar cubrebocas personalizados con diferentes estampados y materiales.

Otros más optaron por hacer “combos de carnes frías” para la tradicional picada argentina o botana mexicana, con diferentes opciones de snacks, fiambres, maníes saborizados, cervezas o vinos y diferentes tipos de aderezos, que se ofrecían en Instagram o Facebook para entregas a domicilio.

Algunos optaron por las tradicionales empanadas y pizzas o hicieron de un pasatiempo un negocio rentable, como fue la pastelería y vender productos orgánicos de hortalizas caseras en paquetes y con entrega a domicilio gratis.

El factor digital en la sobrevivencia

“Nuestra transformación digital comenzó hace varios años, con inversiones en tecnología, procesos ágiles y logística, que nos ayudaron a estar preparados y adaptarnos de manera rápida frente a la situación provocada por el Covid-19. Pero, producto de la pandemia, tuvimos un aceleramiento extraordinario en la estrategia onmnicanal, aseguró Alejandro Taszma, director Comercial de la tienda de electrodomésticos y productos de retail Frávega, para “Integración Empresaria”.

Según números de la Cámara Argentina de Comercio Electrónico, las ventas por Internet aumentaron 84% en la pandemia, y un 90% de los argentinos compró, al menos una vez, por esta vía, provocando que Argentina ocupe el primer puesto en América Latina en el ranking de consumo online, como destacó Taszma.

“En nuestro caso, tuvimos un gran crecimiento durante todo el año. En consecuencia, nuestro market share aumentó y estamos liderando el sector. Estamos llevando adelante una estrategia de marketplace y logramos cubrir las categorías tradicionales de electrodomésticos, y también otras, como colchones, herramientas, bicicletas, albercas armables y muebles”, detalló Taszma.

Muchos perdedores

Pero el e-commerce no fue la salvación para todos, como es el caso de la tienda de artículos para el hogar, electrodomésticos y tecnología “Garbarino”, uno de los principales competidores de Frávega, que desde mayo del año pasado tuvo que cerrar 40 de sus 105 sucursales y 46 de Compumundo, además de tener horarios reducidos de 10 a 13 horas, por sus problemas legales de falta de pagos y pedidos de quiebra.

Y en el caso de las pymes, la realidad tampoco favorece a la gran mayoría, ante los pocos más de 100 impuestos que tienen que pagar, aunque no tengan ganancias y los nulos incentivos fiscales que existen.

Todo esto pese a que, como dijo el presidente Alberto Fernández, 4 millones 200 mil personas trabajan en dichos negocios. “El 80% del trabajo argentino se genera en las pequeñas y medianas empresas”, añadió el mandatario al participar en la Asamblea Anual de la Confederación de la Mediana Empresa (CAME), sin que esto tuviera repercusión en mejores condiciones para las pymes.

Le invitamos a leer más noticias de Facebook: @Iberonews

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí